Caídas tontas

La verdad es que muchas de las lesiones se producen por caídas tontas. Hacemos un ranking de las caídas más tontas:

 

  • En la bañera: Posiblemente es de las caídas más tontas, pero también más dolorosas. El hecho de estar todo mojado y con jabón, hace que sea muy fácil resbalarse. Y por desgracia si caemos mal, podemos rompernos algo. Las personas mayores cuando se caen en la bañera, suelen romperse la cadera. Por eso es importante, que se forre el suelo con antideslizante, que en vez de bañera, sea una ducha, que se pongan asideros o barras para sujetarse. De esa manera, será más difícil sufrir un accidente.

 

  • Escaleras: En algunas ocasiones, la gente va distraída hablando por el móvil y cree que ya ha llegado al final de la escalera y todavía le falta un escalón. Los más hábiles, sortean la caída, pero otros no pueden evitarla, y lo normal es que se retuerzan el pie. Una molestia que de haber estado atento se podría haber evitado.
  • Silla: Sobre todo le pasa a los más jóvenes. Que se sientan balanceándose en la silla, hasta que cede y uno se cae. Normalmente en estos casos se suele poner la mano, para evitar un golpe mayor. Y en algunas ocasiones se tiene la mala fortuna de caer mal y hacerse un esguince en el brazo.


En todos estos casos, para bajar el hinchazón es bueno aplicarse frío y además hace funciones de "anestésico". Con lo cual, os recomendamos tener siempre cerca un saco de semillas envuelto en una bolsa de plástico para protegerlo, en el congelador, por lo que pueda pasar. Y por supuesto, si el dolor no se mitiga y no podéis mover bien el brazo o la pierna, acudid al especialista.

 

Os dejamos un enlace con algunas de las caídas más tontas que han tenido los famosos, desde Jennifer López, pasando por Rihanna. O ¿acaso pensábais que no se caían? Si quieres verlo pincha AQUÍ

 

Por cierto, ¿habéis tenido alguna caída tonta? y ¿qué os ha pasado?

 

Escribir comentario

Comentarios: 0